El panorama de las pymes: un 76% de la operación retornaría a la “nueva normalidad” a fin de año

El panorama de las pymes: un 76% de la operación retornaría a la “nueva normalidad” a fin de año

A_UNO_1128913-700x467

Eso es lo que concluyó la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS), quienes publicaron su segundo “Estudio de Expectativas de Reactivación de la PYME: Preparando la ‘Nueva Normalidad’”, la que arrojó, entre otros resultados, un empeoramiento en la situación en comparación con fines de marzo, fecha en que se decretó la primera cuarentena. De esta forma, si en marzo de este año un 35% de las pymes se manifestó optimista o muy optimista respecto de la economía nacional, hoy esa cifra desciende a un 20%.


Las pequeñas y medianas empresas, las Pymes, han sido las más afectadas económicamente por la pandemia del COVID-19. Pero con el plan "Paso a Paso", con el que se busca el desconfinamiento paulatino de Chile se espera que su suerte mejore.

Eso es lo que concluyó la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS), quienes publicaron su segundo “Estudio de Expectativas de Reactivación de la PYME: Preparando la ‘Nueva Normalidad’”, la que arrojó un empeoramiento en la situación en comparación con fines de marzo, fecha en que se decretó la primera cuarentena. De esta forma, si en marzo de este año un 35% de las pymes se manifestó optimista o muy optimista respecto de la economía nacional, hoy esa cifra desciende a un 20%.

Al analizar la confianza por sector económico, los resultados muestran que transporte, servicios financieros y servicios de salud fueron los más optimistas, con expectativas positivas en un 48%, 39% y 39% respectivamente, mientras que los sectores con peores perspectivas fueron educación, comercio y retail, seguido por energía y telecomunicaciones con un 53%, 50% y 45%.

A nivel país, un 28% de los encuestados dijo sentirse optimista o muy optimista, cifra que decrece si se observa este indicador por zona geográfica. En este sentido, la Región Metropolitana es la que peor evalúa la economía con solo un 14% de expectativas positivas y un 18% muy pesimista, en tanto que la zona sur presenta los mayores niveles de confianza con un 23% de expectativas optimistas.

En el ámbito positivo, un 76% de los encuestados cree que de aquí a diciembre su situación mejorará con el retorno a una "nueva normalidad". En cuanto al próximo año, la percepción general sobre el panorama económico en Chile es más auspiciosa, ya que un 48% de las pymes encuestadas dijo sentirse optimista o muy optimista en cuanto a sus expectativas para 2021, cifra superior incluso a las expectativas de los mismos encuestados para el resto del mundo.

Es destacable que las pymes separan las expectativas para el país respecto de su propia realidad. A pesar del escenario negativo, casi la mitad –un 49% de las pymes– espera que las ventas de su negocio crezcan en los próximos 6 meses, mientras que un 20% espera caídas superiores al 25% en sus ventas.

Bajo este contexto, Gabriel Fernández, gerente de Asuntos Corporativo de la ACHS, señaló que “este estudio nos permite entender la realidad y expectativas de la PYME respecto de la economía y sus propios negocios, y cómo estas expectativas podrían afectar la operación y el empleo en el futuro inmediato. También nos permite conocer el impacto que estas variables podrían tener en la salud mental de los trabajadores adheridos, identificando las oportunidades -por ejemplo, el teletrabajo- y los principales desafíos -como podría ser el temor a contagiar a familiares- que cualquier plan de retorno debiese abordar”.

Una evaluación positiva del teletrabajo


Más de un 50% de las pymes encuestadas se encuentra operando en teletrabajo total o parcial, un 22% está temporalmente paralizada y un 27% opera con normalidad. En la actualidad un 54% de sus empleados trabaja de manera presencial.

Hay sectores de la economía tales como “servicios financieros” y “educación” que, para seguir operando, han debido adoptar el teletrabajo en total o parcial en todas sus empresas.

A pesar de la desconfianza inicial y de los desafíos del trabajo remoto (especialmente las dificultades operacionales y las dudas respecto de su productividad), en la mayoría de los casos el resultado en el contexto de pandemia ha sido satisfactorios: un 84% afirmó que la experiencia del teletrabajo para la empresa había sido neutra o positiva; y al preguntar respecto de la experiencia para sus trabajadores, un 85% señaló que creía había sido neutra o positiva.

El resurgimiento del estallido social


En otros de los resultados de la encuesta, se analiza el posible resurgimiento del movimiento social. Al respecto, un 17% de los encuestados considera que las demandas sociales de octubre podrían extremarse fruto de los efectos de la pandemia y un 51% que espera que aumenten. En este aspecto, solo un 23% cree que dichas demandas podrían disminuir o desaparecer.